Ana de Armas: “Una cubana haciendo de Marilyn Monroe es rompedor”

Por Cinemanía

Hace tan solo unos años, Ana de Armas se pasaba siete horas al día sentada en un aula aprendiendo a hablar inglés, lo que consiguió en apenas cuatro meses. En aquel momento, se aprendía sus primeros papeles en Hollywood fonéticamente. Así lo recuerda la actriz del momento en una entrevista que ha concedido a Vanity Fair.

Quien diera el salto a la fama en España con la serie El internado se ha convertido en poco más de cinco años en toda una estrella de Hollywood: tras su participación en Toc Toc, junto a Keanu Reeves, Juego de Armas, de Todd Phillips, Blade Runner 2049, con Ryan Gosling, la cubana ha comenzado 2020 nominada a los Globos de Oro por su rol en la aclamada Puñales por la espalda. 

Este año estrenará Sin tiempo para morir, la película número 25 de la saga de James Bond, en un papel creado para ella por el director Cary Fukunaga. También la veremos en el drama Sergio de Netflix junto a Wagner Moura; así como en el thriller erótico Deep Water, con Ben Affleck y Adrian Lyne; y el drama The Night Clerk, junto a Helen Hunt. 

Sin embargo, uno de los proyectos más ambiciosos de De Armas (cuyo estreno también está previsto para este año) es Blonde, en la que se mete en la piel de la mismísima Marilyn Monroe. Una película basada en la obra de Joyce Carol Oates sobre Norma Jeane Baker y dirigida por Andrew Dominik.

“Con solo una audición para Marilyn, Andrew me dijo: ‘Eres tú’. Pero tuve que hacer más castings para todo el mundo. Los productores. La gente que tiene el dinero. Siempre tengo gente a la que necesito convencer. Pero sabía que podía hacerlo”, ha contado la actriz durante la entrevista. “Hacer de Marilyn era rompedor. Una cubana interpretando a Marilyn Monroe. Quería hacerlo realmente”. 

Antes de verse inmersa en este proyecto, su conocimiento sobre Monroe se limitaba a algunos roles icónicos y fotos que había visto de ella, pero ahora es una experta en el tema e incluso su perro, Elvis, interpreta al perro de Monroe en la producción: “Su nombre era Mafia. Se lo dio Sinatra, por supuesto”. También ha conseguido identificarse con ella de forma más profunda: “Miras esa foto famosa de ella y está sonriendo al momento, pero esa es solo una parte de lo que le estaba pasando en esa época”.

En cuando al proceso de rodaje, De Armas confiesa no haber trabajado con un director de forma tan cercana como con Andrew: “He tenido otras relaciones colaborativas, pero recibir llamadas a media noche porque él ha tenido una idea y no puede dormir, y de repente tú tampoco puedes dormir por la misma razón…”.

Jamie Lee Curtis, que ha trabajado con la cubana en Puñales por la espalda y ya la ha bautizado como la nueva Sophia Loren, ha podido echar un vistazo a Blonde: “Recuerdo cuando me enseñó un vídeo de sus pruebas de pantalla para Blonde. Me caí al suelo. No podía creerlo. Ana había desaparecido por completo. Era Marilyn”. Recordemos que Tony Curtis, padre de la veterana intérprete, trabajó con Monroe en Con faldas y a lo loco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here